lunes, 20 de octubre de 2014

PUTAZO

De antemano disculpas por tan grosero título, pero ¿qué más podía decirse de un "Papa" que le dio su bendición a los maricas?
 
 

Esta es la portada de la reciente emisión de la revista humorística argentina "Barcelona", suscitada porque en el pretérito Sínodo Extraordinario sobre la Familia se decidió acoger a los gays dentro de la iglesia conciliar, en respuesta al bergogliano "Si una persona gay tiene buena intención, ¿quién soy yo para juzgarla?"
  
Desde luego, esta portada atrajo la ira de los lambones de Francisquito (y de Facebook), lo que obligó al retiro de la presente en la página oficial de "Barcelona".
   
Decía Erasmo de Rótterdam: "A los bufones se les permiten palabras que a otros los llevarían al cadalso". Y yo digo: "El humor y la denuncia van lanzas parejas".
   
NOTA: "Manfloro" es un arcaísmo argentino para homosexual, que hoy se usa para los travestis.

No hay comentarios:

Publicar un comentario