domingo, 14 de mayo de 2017

NOTICIAS DE MENZINGEN: FELLAY, CON UN PIE FUERA DE LA DIRIGENCIA

Traducción del Comentario de los Padres de TRADITIO
  
El padre Alain Lorans derramó las alubias.
Lorans, un portavoz de la Neo-FSSPX en Francia, confirmó que no habría una inminente firma del documento doctrinal secreto en el cual Fellay supuestamente acuerda que la Deuterovaticanidad es ortodoxa y que la Misa Montiniana es válida.
Al menos siete superiores de distrito de la Neofraternidad han rechazado abiertamente el documento, al igual que tres superiores de las órdenes religiosas afiliadas a la misma.
Fellay ahora afronta la posibilidad de ser derrotado en el Capítulo electoral de 2018.

Queridos Padres de TRADITIO:
 
Las nuevas están ahora en toda su ignominiosa indirección. El 11 de Mayo de 2017, el arzobispo conciliar Guido Pozzo, Secretario de Francisco Bergoglio para la Comisión Ecclésia Dei, dictó la norma: la Neofraternidad San Pío X de Bernard Fellay no tendrá el sublime privilegio de ser devorada viva por la araña bergogliana hasta que Fellay firme una admisión de que la Deuterovaticanidad es ortodoxa y que la Misa Montiniana es válida.
 
Fellay quiere firmar la capitulación ante la secta Novus Ordo porque piensa que ello le conllevará mayor poder para sí. Bajo el acuerdo, él podría permanecer (o eso imagina) por otros doce años, mientras que, si no puede firmar el acuerdo con la viuda negra antes de Julio de 2018, enfrentará la posibilidad de ser derrotado en el siguiente Capítulo electoral de la NeoFSSPX -si puede sobrevivir hasta entonces-. La situación está caliente para Fellay, porque ahora se enfrenta a una investigación por su manejo de un caso de crímenes sexuales en el que uno de sus sacerdotes-presbíteros está involucrado.
 
El 12 de Mayo de 2017, Alain Lorans, un vocero de la NeoFSSPX en Francia, confirmó implícitamente que no sería inminente la firma del documento doctrinal secreto, sino solamente más negociaciones interminables. Aparentemente, al menos siete decanos del Distrito de Francia, junto con tres superiores de órdenes religiosas afiliadas a la Fraternidad, han abiertamente rechazado la telaraña bergogliana. Es probable que otros líderes de la Fraternidad se hayan “alzado contra” Fellay también. Entre tanto, Monseñor Tissier de Mallerais se reclina y espera el momento.
 
El cardenal Raymond “Bully” Burke también está interesado en que la traición sea también apresurada del lado romano por los conciliares neocones que quieren que el Conciliábulo sea abrazado por la Fraternidad. Obviamente Burke se está refiriendo a sí mismo, entre otros. El cardenal Gerhard Müller, Prefecto de la Congregación para la Doctrina de la Fe [Novus Ordo], claramente es otro también.
  
Nada detendrá a Fellay de tratar de hacer un acuerdo con la secta Novus Ordo, sin embargo, porque desesperadamente lucha por asegurar su futuro como el Barón Fellay del castillo “Tradición”, una vasta bailía internacional supervisada por sus muy errantes caballeros. En Enero de 2017, el obispo de Galarretta sugirió que si la regularización, esto es, el engolfamiento y fagocitosis de la Fraternidad por la secta del Nuevo Orden no era posible en 2017, la Roma modernista tomaría acciones para “normalizarla” a sus especificaciones Novus Ordo. Uno de esos pasos lo dio en Marzo de 2017 respecto a los matrimonios de la Fraternidad.
 
Essencialmente, la carta comisoria de Francisco Bergoglio del 27 de Marzo de 2017 mantiene la superioridad de los ordinarios diocesanos de la iglesia conciliar sobre la NeoFSSPX a nivel local. La Neofraternidad no puede hacer nada sin la aprobación de los obispos. Asombra mucho qué beneficios puede reportar esto mientras Bergoglio destruye lo poco que en su iglesia queda del Sacramento del Matrimionio. Ahora los matrimonios oficiados en el seno de la Fraternidad serán objeto del “divorcio eclesiástico”. Otro gesto similar tuvo lugar en 2016 respecto al Sacramento de la Penitencia, que en la iglesia conciliar no existe más, sino que fue remplazado en 1973 por un vago ritual de “reconciliación”. La Roma modernista podría hacer un gesto adicional para reconocer las Misas de la Fraternidad como lícitas, como si las inválidas misas conciliares fueran también asociadas a ella.
 
El verdadero problema aquí es que la Iglesia Conciliar NO es Católica. Por tanto, ningún grupo Católico o incluso cuasicatólico debería incluso considerar negociar con ella. Molesta al toro, y serás corneado. La Deuterovaticanidad misma está en unestado de declive acelerado en todo el mundo. En la ciudad de Quebec, por ejemplo, al menos la mitad de las iglesias novusordianas están en venta. Sus prelados están ansiosos en vender los bellos edificios tradicionales para poder ganar un beneficio financiero de administrar las ventas.
 
El barco conciliar es grande, así que tardará mucho tiempo para hundirse hasta el fondo del océano, pero lo hará irremisiblemente. Cualquier bote salvavidas cercano a ella será arrastrado en el remolino. Por tanto, verdaderos Católicos, alejaos de ella ahora que estáis a tiempo, para que no seáis succionados por el remolino hacia el Infierno.
 
PETER, Corresponsal de TRADITIO en Canadá.

1 comentario:

  1. Lo esencial aquí es que la secta conciliar no es la Iglesia y todo católico está obligado, so pena de perder la Fe y el alma, de mantenerse alejado de esta "iglesia".

    ResponderEliminar

Preferiblemente, los comentarios (y sus respuestas) deben guardar relación al contenido del artículo. De otro modo, su publicación dependerá de la pertinencia del contenido. La blasfemia está prohibida.