miércoles, 2 de abril de 2014

EN ARABIA SAUDÍ, SER ATEO ES SER TERRORISTA

Traducción de la noticia publicada en O GLOBO (Brasil).
   
NUEVA LEY SAUDITA TRANSFORMA EL ATEÍSMO EN TERRORISMO
La monarquía aprieta el cerco a disidentes pacíficos y grupos independientes.
  
Agencias internacionales/O GLOBO
2 de Abril de 2014
  
Musulmanes rezan en la Meca: prohibido cuestionar bases del Islam (Foto: Marwan Naamani/AFP, 27-2-2001)
   
LONDRES — La Arabia Saudí introdujo una serie de nuevas leyes que definen la propagación del pensamiento ateo como terrorismo, indica um relatori de la ONG Human Rights Watch. Con una serie de decretos, en una nueva legislación sobre terrorismo, el rey Abdullah apretó el cerco contra todas las formas de disidencia política y protestas que podrían “perjudicar el orden público”.

Las leyes han sido ampliamente usadas para combatir el número creciente de saudíes que viajaron para participar en la guerra civil en la Siria, y supuestamente, vuelven con formación reciente e ideas sobre la caída de la monarquía. El rey Abdullah emitió entonces el Decreto Real 44, que torna crimen “participar de hostilidades fuera del reino”, con penas de prisión previstas de entre tres y 20 años, según Human Rights Watch.
  
En el mes pasado, sin embargo, nuevas reglas fueron emitidas por el Ministerio del Interior saudí, identificando una amplia lista de grupos que el gobierno considera organizaciones terroristas (incluyendo la Hermandad Musulmana).
  
El primer artículo de las nuevas providencias define el terrorismo como “propagar el pensamiento ateo, bajo cualquier forma, o poner en cuestionamiento los fundamentos de la religión islámica en que el país se basea”.
  
—Las autoridades saudíes nunca toleraron críticas sobre sus políticas, mas estas leyes recientes transforman casi toda expresión crítica o asociación independiente en crimen de terrorismo— dice Joe Stork, vicedirector de Human Rigths Watch para Oriente Medio y Norte de África. — Esas iniciativas acaban con cualquier esperanza de que el rey Abdullah pretenda abrir un espacio para la disidencia pacífica o grupos independientes.
  
La Human Rights Watch afirma que la novedad representa también un revés para las campañas para la protección y liberación de una serie de activistas de derechos humanos hoy presos en la Arabia Saudí.
 
La ONG cita los casos de Waleed Abu al-Khair y Mikhlif al-Shammari, que recientemente perdieron las apelaciones y en breve comenzaron a cumplir los tres meses y los cinco años de sus respectivas sentencias por criticar a las autoridades saudíes.
   
La organización dice que las nuevas providencias sobre terrorismo siguen una tendencia ya usada por promotores y jueces para procesar y condenar activistas independientes y disidentes pacíficos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Preferiblemente, los comentarios (y sus respuestas) deben guardar relación al contenido del artículo. De otro modo, su publicación dependerá de la pertinencia del contenido. La blasfemia está prohibida.