lunes, 27 de marzo de 2017

EL TERCER SECRETO DE FÁTIMA, CONFIRMADO POR TESTIMONIOS Y LA CIENCIA

Como quizá muchos saben, el 21 de Abril de 2010, el sitio TRADITION IN ACTION publicó una foto de un documento fascimilar que fue presentado como el Tercer Secreto de Fátima, escrito en forma de carta el 1 de Abril de 1944.
   
TRANSCRIPCIÓN
JMJ
 
Tuy, 1 de abril de 1944
 
Agora vou revelar o terceiro fragmento do segredo: Esta parte é a apostasia na Igreja!
 
Nossa Senhora mostrou-nos uma vista do um indivíduo que eu descrevo como o ‘santo Padre’, em frente de uma multidão que estava louvando-o.
 
Mas havia uma diferença com um verdadeiro santo Padre, o olhar do demonio, êste tinha o olhar do mal.
 
Então depois de alguns momentos vimos o mesmo Papa entrando a uma Igreja, mas esta Igreja era a Igreja do inferno, não há modo para descrever a fealdade d’êsse lugar, parecia uma fortaleza feita de cimento cinzento com ângulos quebrados e janelas semelhantes a olhos, tinha um bico no telhado do edificio.
 
Em seguida levantamos a vista para Nossa Senhora que nos disse Vistes a apostasia na Igreja, esta carta pode ser aberta por O santo Padre, mas deve ser anunciada depois de Pio XII e antes de 1960.
 
No reinado de Juan Pablo II a pedra angular da tumba de Pedro deve ser removida e transferida para Fatima.
 
Porque o dogma da fé não é conservado em Roma, sua autoridade será removida e entregada a Fatima.
 
A catedral de Roma deve ser destruida e uma nova construida em Fatima.
 
Se 69 semanas depois de que esta ordem é anunciada Roma continua sua abominação, a cidade será destruida.
 
Nossa Senhora disse-nos que êsto está escrito, Daniel 9, 24-25 e Mateus 21, 42-44
 
TRADUCCIÓN (cortesía de Antonio Moiño Munitiz)
JMJ
 
Tuy, 1 de abril de 1944
 
Ahora voy a revelar la tercera parte del secreto: ¡Esta parte es la apostasía en la Iglesia!
 
Nuestra Señora nos mostró una visión de un individuo que yo describo como el ‘santo Padre’ frente a una multitud que lo vitoreaba.
 
Pero había una diferencia con un verdadero santo Padre, la mirada del demonio, éste tenía los ojos del mal.
 
Entonces, después de algunos momentos vimos al mismo Papa entrando en una iglesia, pero esta Iglesia era la iglesia del Infierno; no hay manera de describir la fealdad de ese lugar. Parecía como una fortaleza hecha de cemento gris con ángulos quebrados y ventanas similares a ojos; tenía un pico en el tejado del edificio.
 
Enseguida levantamos la vista hacia Nuestra Señora que nos dijo: Visteis la apostasía en la Iglesia; esta carta puede ser abierta por el Santo Padre, pero debe ser publicada después de Pío XII y antes de 1960.
 
En el reinado de Juan Pablo II la piedra angular de la tumba de Pedro debe ser removida y llevada a Fátima.
 
Porque el dogma de la fe no ha sido conservado en Roma, su autoridad será removida y entregada a Fátima.
 
La catedral de Roma debe ser destruida y una nueva construida en Fátima.
 
Si 69 semanas después de que esta orden se publique, Roma sigue su abominación, la ciudad será destruida.
  
Nuestra Señora nos dijo que esto está escrito, en Daniel 9, 24-25 y Mateo 21, 42-44.
 
Han habido testimonios de personas que lo conocieron:
  • Pío XII: “Estoy preocupado por las confidencias de la Virgen a la pequeña Lucía de Fátima. Esta persistencia de Nuestra Señora ante el peligro que amenaza la Iglesia, es una advertecia divina contra el suicidio que representaría la alteración de la fe, en su liturgia, su teología y su alma” (“Pie XII devant l’histoire”, por Mons. Georges Roche y Philippe Saint-Germain. Paris, Editions Robert Laffont, 1972, pag. 52).
  • El cardenal Mario Luigi Ciappi, quien fuera teólogo personal de Pío XII, en una carta al profesor Baumgartner en Salzburgo, Austria, dijo que el Papa Pacelli le confió estas palabras: “En el Tercer Secreto viene predicho, entre otras cosas, que la gran apostasía en la Iglesia comenzará desde su cima”.
  • El cardenal Silvio Oddi, tras relatar que Juan XIII bis no quiso publicar el Tercer Secreto, y que su convocatoria del Vaticano II fue para disipar las advertencias de los profetas de castigos, refiere que “[El Tercer Secreto] no tiene nada que ver con Gorbachov. La Bienaventurada Virgen María nos alertó sobre la apostasía en la Iglesia” (citado en el semanario Il Sabato de 17 de marzo de 1990).
  • El obispo de Leiría-Fátima, João Pereira Venâncio, que tuvo el sobre con el Tercer Secreto, afirma que lo vio a contraluz y que estaba escrito en una sola hoja de papel. Más aun, llegó a medir las dimensiones del papel, el tamaño de sus márgenes (unos 7,5 milímetros), y estimó que tenía entre 20 y 25 líneas de texto (dato que confirmaría el cardenal Ottaviani, que estuvo presente en la primera lectura del Secreto). 
    Más tarde, declaró, desmintiendo un alegado resumen del Tercer Secreto que fue publicado el 15 de Octubre de 1963:
    …[Nuestra Señora] no vino a Fátima para darle la razón a los profetas de catástrofes mundiales imaginarias. Fátima no puede reducirse a profecías sensacionalistas de crueles guerras… Nosotros afirmamos que Fátima es algo más serio que todo eso. Fátima, realmente, en esto también, «actualiza» todo el significado evangélico de una Iglesia dirigida esjatológicamente hacia un futuro que está, casi asegurado en las manos de Dios; pero, sin embargo, es continuamente amenazado por el Misterio de Iniquidad «que ya está en marcha» (2ª Tesalonicenses 2, 7) (Carta Pastoral, 25 de Julio de 1966).
  • El jesuita austríaco Joseph Schweigl, enviado por Pío XII a entrevistar el 2 de Septiembre de 1952 a Sor Lucía de Fátima sobre el contenido del Tercer Secreto, declaró lo siguiente:
    “No puedo revelar nada de lo que escuché en Fátima en relación al Tercer Secreto, pero puedo decir que tiene dos partes: una concerniente al Papa; la otra, lógicamente (aunque no debo decirlo), sería la continuación de las palabras: ‘‘en Portugal se conservará siempre el dogma de la fe…’ Contiene información sobre el Apocalipsis, la Apostasía, la infiltración satánica de la Iglesia”.
  • El padre Joaquín Alonso, que por décadas fuera el archivista oficial de Fátima, declaró antes de morir que el Tercer Secreto está plasmado EN UNA HOJA DE PAPEL, y se sustenta en que
    Lucía nos dijo que ella lo escribió en una hoja de papel. El Cardenal Ottaviani, que lo leyó, nos dice lo mismo: ‘Ella lo escribió en una hoja de papel...’
    Sobre su contenido, afirmó:
    “En el período precedente al gran Triunfo del Inmaculado Corazón de María, cosas terribles sucederán. Eso forma parte del contenido de la Tercera Parte del Secreto. ¿Qué será? Si ‘en Portugal se conservará siempre el dogma de la fe…’, se puede deducir claramente que en otras partes de la Iglesia este dogma se oscurecerá o incluso se perderá del todo. Por tanto, es del todo posible que, en lo que concierne a este período intermedio en examen (despues de 1960 y antes del Triunfo del Inmaculado Corazón de María), el texto hace referencia concreta a la crisis de la Fe en el seno de la Iglesia, y a la negligencia de los mismos pastores…” (La verdad sobre el Secreto de Fátima, pág. 70).
    Incluso, refiere Alonso que el Secreto alude a los “conflictos internos en el corazón mismo de la Iglesia, y las graves negligencias en los más altos niveles de la jerarquía”, y la “falta de la jerarquía más alta de la Iglesia”. Por demás, declaró que el contenido de la entrevista del padre Agustín Fuentes a Sor Lucía en 1957 era VERÍDICO Y AUTÉNTICO.
  • El mismo cardenal Ottaviani entrevistó a Sor Lucía el 17 de Mayo de 1955 sobre el Tercer Secreto. Doce años después, en una conferencia realizada en la Pontificia Academia Mariana el 11 de Febrero de 1967, confirmó que personalmente pudo leer el Tercer Secreto que Nuestra Señora le confió a Sor Lucía y que en obediencia ella escribió en portugués, en una sola hoja de papel:
    “He tenido la gracia y el don de leer el texto del Tercer Secreto, aunque también estaría obligado a mantenerlo en secreto, porque me lo impone el Secreto. Puedo deciros solamente esto: que vendrán tiempos difíciles para la Iglesia y que hacen falta muchas oraciones para que la apostasía no sea demasiado grande”.
    Lo sorprendente es que en esa conferencia dijo que de acuerdo a Sor Lucía, el secreto no debía ser abierto antes de 1960. Ottaviani le preguntó por qué esa fecha, y ella le contestó “Porque entonces quedará más claro”.
  • El 10 de Septiembre de 1984, el obispo Alberto Cosme do Amaral, durante una sesión de preguntas y respuestas en el aula magna de la Technische Universität de Viena, en Austria, declaró:.
    El Secreto de Fátima no habla de bombas atómicas, ni de guerras nucleares, ni de misilies SS-20. Su contenido solo concierne a la Fe. Identificar el secreto con anuncios catastróficos o con un holocausto nuclear es deformar el sentido del mensaje. La pérdida de la Fe de un continente es peor que la aniquilación de una nación; y es verdad que la Fe disminuye considerablemente en Europa” (tomado de Mensagem de Fátima, Febrero de 1985, por el Padre Messias Dias Coelho; citado en María Mensajera, Zaragoza, Núm. 232, Mayo 2000, pág. 22 y ss.).
  • En 1998, el P. Malachi Martin afirmó en el programa The Art Bell Show que, a principios de febrero de 1960, cuando era Secretario del cardenal Agustín Bea, tuvo la oportunidad de escuchar la lectura del Tercer Secreto de Fátima, que estaba escrito en una sola hoja de papel. Más aún, ¡EN UNA SOLA PÁGINA!:
    “Mis rodillas temblaban en el corredor fuera de los apartamentos pontificios, mientras mi jefe, el cardenal Bea, estaba dentro debatiendo con el Papa, y con un grupo de otros obispos y sacerdotes, y dos jóvenes seminaristas portugueses, que traducían la carta, una sola página escrita en portugués, para todos los presentes en la habitación”.
    Dijo que las palabras de Nuestra Señora eran muy escuetas y específicas; y ante la pregunta de un oyente que le contaba que años atrás escuchó a un jesuita en Perth (Australia) decir que habría un futuro “papa” totalmente dominado por el Demonio, el padre Martin respondió.
    “Sí, parece que esta persona hubiera tenido alguna forma para leerlo o que le hubieran dado el contenido del Secreto. Es lo suficientemente vago como para hacerlo dudar a uno, pero parece ser ese”.
  • Fray Miguel de la Santísima Trinidad, frente al alegado extracto del Tercer Secreto publicado por el diario Neues Europa el 15 de Octubre de 1963 (y sobre la versión vaticana del 26 de Junio de 2000), declaró:
    El Tercer Secreto fue escrito en una sola hoja de papel. La visión revelada por el Vaticano el 26 de Junio de 2000 está escrita en cuatro hojas de papel y totaliza 297 palabras. Aunque el ‘‘extracto’ publicado en Neues Europa totaliza 797 palabras en Inglés. De ahí que es imposible que Sor Lucía pueda haber escrito las casi 800 palabras contenidas en este extracto en una pequeña hoja de papel, cuando le tomó cuatro páginas escribir menos de la mitad de lo contenido en la visión.
     
    Aunque en extracto, no hay conexión entre este texto [el de la visión del 2000] y las palabras conocidas de Nuestra Señora en el Tercer Secreto: ‘‘en Portugal se conservará siempre el dogma de la fe…’”.
 
Pues bien, un dictamen presentado por la perito caligráfico ante los tribunales Dra. Begoña Slocker de Arce, publicado en el reciente libro de José María Zabala “El Secreto mejor guardado de Fátima”, declara después de un análisis del documento con la Tercera Memoria que Sor Lucía de Fátima redactara el 31 de Agosto de 1941 (memoria contentiva de los dos secretos conocidos y probados) que
EL DOCUMENTO REFERENCIADO COMO “TERCER SECRETO DE FÁTIMA HA SIDO ESCRITO POR LA MISMA MANO QUE EL DOCUMENTO INDUBITADO CORRESPONDIENTE A LA PRIMERA Y SEGUNDA PARTE DEL SECRETO DE FÁTIMA REDACTADOS DE PUÑO Y LETRA POR SOR LUCÍA DOS SANTOS EN SU TERCERA MEMORIA DEL 31 DE AGOSTO DE 1941.
   
 
Dictamen pericial de Begoña Slocker de Arce, donde se declara la autenticidad del Tercer Secreto de Fátima
 
Personalmente consideramos que este dictamen científico, junto a la lectura con los dos Secretos indiscutidos, los testimonios de personas que tuvieron conocimiento del contenido del Tercer Secreto de Fátima y señalaron que éste refiere a la Apostasía que hoy en día presenciamos, contribuye a declarar, por una parte, el Sedevacantismo como conclusión teológica cierta frente al problema ¿qué sucede si un Papa peca contra la fe, esto es, incurre en herejía, apostasía o cisma?, y por otro, que el Secreto publicado por Joseph Ratzinger y Tarcisio Bertone en el año 2000 es FALSO a cuál más, forjado posiblemente para ‘canonizar’ en vida a JP2 y legitimar su seudopontificado antimariano, evitando que los fieles se percataran del engaño de estar en una iglesia que se dice Católica sin serlo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario