lunes, 14 de septiembre de 2020

ORAR POR LAS ÁNIMAS DEL PURGATORIO Y LA CONVERSIÓN DE LOS PECADORES


«Cuando estaba en Malaca establecí la costumbre que al comienzo de la noche las almas del Purgatorio, y las almas que vivían en el estado de pecado mundano, deben ser encomendadas en las oraciones de los píos en todas las calles. Esta práctica no solo animaba a los buenos, sino que infundía terror a los malos. La ciudad asignó a un hombre para esta tarea… con su linterna en una mano y la campana en la otra, llamaba de vez en cuando en voz alta… “Recen por las almas de los fieles cristianos que están sufriendo en el Purgatorio”; y luego decía: “Recen también por aquellos que, oprimidos por la carga del pecado mortal, no se esfuerzan por librarse de él”».

SAN FRANCISCO JAVIER, carta de Enero de 1548.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Preferiblemente, los comentarios (y sus respuestas) deben guardar relación al contenido del artículo. De otro modo, su publicación dependerá de la pertinencia del contenido. La blasfemia está estrictamente prohibida. La administración del blog se reserva el derecho de publicación, y renuncia expresa e irrevocablemente a TODA responsabilidad (civil, penal, administrativa, canónica, etc.) por comentarios que no sean de su autoría.