martes, 29 de septiembre de 2020

NOVENA EN HONOR A SANTA BRÍGIDA DE SUECIA

Novena compuesta por un devoto de la santa y publicada originalmente en Cádiz en 1742, con licencia eclesiástica. Los Gozos son tradicionales, sin autor ni fecha conocidos.
   
NOVENA A LA ESCLARECIDA SANTA BRÍGIDA, MADRE Y FUNDADORA DE LOS RELIGIOSOS Y RELIGIOSAS DE SAN SALVADOR



Por la señal ✠ de la Santa Cruz, de nuestros ✠ enemigos, líbranos Señor ✠ Dios nuestro. En el nombre del Padre, y del Hijo ✠, y del Espíritu Santo. Amén.
   
ACTO DE CONTRICIÓN
Señor mío Jesucristo, Dios y hombre verdadero, Criador y Redentor mio, por ser Vos quien sois y porque os amo sobre todas las cosas, me pesa de todo corazón de haberos ofendido: propongo firmemente de nunca más pecar, y de apartarme de todas las ocasiones de ofenderos, y de confesarme y cumplir la penitencia que me fuere impuesta: ofrézcoos mi vida, obras y trabajos en satisfacción de todos mis pecados; y así como os lo suplico, así confío en vuestra bondad y misericordia infinita me los perdonaréis, por los merecimientos de vuestra preciosísima Sangre, Pasión y Muerte, y me daréis gracia para enmendarme y para perseverar en vuestro santo servicio hasta la muerte. Amén.
  
ORACIÓN PARA TODOS LOS DÍAS
Gloriosa princesa y Madre Santa Brígida, modelo perfectísimo de todas las mujeres en los estados de virgen, casada, viuda y religiosa; si es para mayor gloria de Dios y de mi alma que yo consiga lo que deseo y pido en esta Novena, alcanzadme de vuestro Divino Esposo esta gracia, sino, dirigid mi petición y pedid para mí a Dios aquello que mas convenga para gloria suya, honor vuestro y provecho de mi alma. Amén.
   
DÍA PRIMERO – 29 DE SEPTIEMBRE
FE DE SANTA BRÍGIDA.
Jesús mío dulcísimo, Esposo Divino de la gloriosa princesa y Madre Santa Brigida, que fue ilustrada desde sus tiernos años con una fe vivísima en los misterios que debemos creer y os sirvió de celestial oráculo, por donde inspirabais muchos misterios y verdades de nuestra santa fe a los Reyes, Obispos y Sumos Pontífices: suplícoos, Jesús mío, por la esclarecida fe de esta nobilísima esposa vuestra, me concedáis una fe viva, que gobierne todas las acciones de mi espíritu y la gracia que os pido en esta novena, si es para mayor gloria de Dios y bien de mi alma, Amén.
  
Se rezará después tres Padre nuestros y Ave Marías en reverencia a la Santísima Trinidad, de quien fue la Santa devotísima y de quien recibió singulares favores.
   
ORACIÓN FINAL PARA TODOS LOS DÍAS
Con el corazón lleno de confianza, recurrimos a vos, gloriosa Santa Brígida, para implorar, en estos tiempos de tinieblas y de incredulidad, vuestra intercesión en favor de que aquellos que se hallan separados de la Iglesia de Jesucristo. Por aquel conocimiento tan claro que tuvisteis de los crueles padecimientos de Nuestro Salvador Crucificado, precio de nuestra redención, os suplicamos que obtengáis la gracia de la fe a los que están fuera del único redil a fin de que las ovejas dispersas puedan volver al único verdadero Pastor. Por Jesucristo Nuestro Señor. Amén.
 
Santa Brígida, intrépida en el servicio de Dios, rogad por nosotros.
Santa Brígida, admirable en el amor de Jesús y María, rogad por nosotros.
Un Padre nuestro, Ave María y Gloria.
 
GOZOS
 
Pues os miráis rodeada
De goces celestiales:
Brígida, en vos los mortales
Hallemos firme abogada.
   
Desde el vientre maternal
Ya una maravilla rara
Al universo declara
Vuestra virtud especial;
Pues de un naufragio fatal
La madre es por vos salvada.
Brígida, en vos los mortales
Hallemos firme abogada.
     
Desde vuestros tiernos años
Tanto en santidad crecéis,
Que de Jesús merecéis
Favores ya muy extraños,
Y del mundo los engaños
Huís por Él avisada.
Brígida, en vos los mortales
Hallemos firme abogada.
       
En una aparición
Llagado se os presentó,
Y tan honda se os grabó
Su vista en el corazón,
Que por ninguna afición
De él llegó a ser borrada.
Brígida, en vos los mortales
Hallemos firme abogada.
       
Al príncipe de Nericia,
De Suecia princesa hermosa,
Sois vos dada por esposa,
Y vuestra santa pericia
De él e hijos una milicia
De santos vio bien formada.
Brígida, en vos los mortales
Hallemos firme abogada.
       
Cuando en el Císter murió
Monje santo vuestro esposo,
Jesús con lazo amoroso
Dulcemente os cautivó;
Fundadora os eligió
De una orden muy celebrada.
Brígida, en vos los mortales
Hallemos firme abogada.
      
Estando en oración
Cristo os viene a visitar,
Y se os digna revelar
Lo amargo de su Pasión;
De tanta revelación
Una obra dejáis formada.
Brígida, en vos los mortales
Hallemos firme abogada.
       
Siendo tal vuestra inocencia
Que no conocéis el vicio,
Ceñís un duro cilicio
Y hacéis mucha penitencia;
De enfermedad la inclemencia
Cual oro os deja probada.
Brígida, en vos los mortales
Hallemos firme abogada.
       
La Palestina y a Roma
Con gran fervor visitáis,
Y por doquier exhaláis
De virtud precioso aroma;
La que aun creces toma
Cuando huís el ser honrada.
Brígida, en vos los mortales
Hallemos firme abogada.
       
Del Cielo a la posesión
Jesucristo os convidó;
Roma vuestro cuerpo honró
Con singular devoción;
Y Suecia su traslación
Logró ver verificada.
Brígida, en vos los mortales
Hallemos firme abogada.
       
Haced, oh Santa gloriosa,
Que la Iglesia que os venera
De tanta chusma altanera
Que la ataca furiosa,
Quedando victoriosa
Sea por fin libertada.
Brígida, en vos los mortales
Hallemos firme abogada.
       
Pues del Señor sois premiada
Con luces celestiales:
Sed, Brígida, a los mortales
Continua y fiel abogada.
   
℣. La gracia fue difundida en tus labios.
℟. Porque Dios te bendijo eternamente.
   
ORACIÓN
Señor Dios nuestro, que por medio de tu Hijo unigénito revelaste a Santa Brígida los secretos celestiales, danos por su piadosa intercesión a nosotros tus siervos, gozar dichosos de la revelación sempiterna de tu gloria. Por Jesucristo Nuestro Señor. Amén.
   
En el nombre del Padre, y del Hijo ✠, y del Espíritu Santo. Amén.
 
DÍA SEGUNDO – 30 DE SEPTIEMBRE
Por la Señal,...
Acto de contrición y Oración inicial.
   
ESPERANZA DE SANTA BRÍGIDA.
Jesús mío dulcísimo, Esposo Divino de la gloriosa Princesa Madre Santa Brígida, que abrazada con una firmísima esperanza emprendió largas peregrinaciones por mar y tierra, entre trabajos y riesgos de la vida, insoportables a otro espíritu menos gigante o que no estuviese animado de la heroica esperanza en un Dios omnipotente; suplícoos, Jesús mío, por la esperanza de esta amabilísima esposa vuestra, me concedáis una esperanza cierta de vencer cuantos trabajos y molestias puedan retar mi perfección y salvación eterna y la gracia que os pido, en esta novena, si es para mayor gracia de Dios y bien de mi alma. Amén.
     
Rezar tres Padre nuestros y Ave Marías en reverencia a la Santísima Trinidad. La Oración y los Gozos se rezarán todos los días.
   
DÍA TERCERO – 1 DE OCTUBRE
Por la Señal,...
Acto de contrición y Oración inicial.
   
AMOR A DIOS DE SANTA BRÍGIDA.
Jesús mío dulcísimo, Esposo Divino de la gloriosa Princesa Madre Santa Brígida, que vivió tan abrasada en los incendios de Vuestro amor, sin otro abrigo resistía los rigurosos fríos de Suecia, de suerte que no causaba en su penitente y delicado cuerpo las destempladas impresiones de aquel helado clima: suplícoos, Jesús mío me concedais, por el amor de esta nobilísima Esposa vuestra, un amor a vuestra Majestad, tan inflamado que abrase mi espíritu y penetre todo mi corazón, de suerte que no puedan enfriarla las destempladas miserias del mundo y me sirva contra la frialdad de mis culpas y tibiezas, como también la gracia que os pido en esta Novena, si es para mayor gracia de Dios y bien de mi alma. Amén.
        
Rezar tres Padre nuestros y Ave Marías en reverencia a la Santísima Trinidad. La Oración y los Gozos se rezarán todos los días.
   
DÍA CUARTO – 2 DE OCTUBRE
Por la Señal,...
Acto de contrición y Oración inicial.
   
AMOR AL PRÓJIMO DE SANTA BRÍGIDA.
Jesús mío dulcísimo, Esposo Divino de la gloriosa Princesa Madre Santa Brígida, cuyo ardiente amor al prójimo y celo de la salvación de las almas muestran los innumerables trabajos que padeció, los cuidados que empleó con cuantos podía contribuir a este santo fin y la orden Santísima que fundó para formar en ella varones Apostólicos y mujeres que aspirasen a ser espíritus seráficos: suplícoos, Jesús mío, me concedaís, por este ardiente celo de vuestra Nobilísima Esposa, un amor a mi prójimo tan perfecto, que procure la savación de todos con mis oraciones, solicitud y ejemplo y también la gracia que os pido en esta Novena, si es para mayor gracia de Dios y bien de mi alma. Amén.
     
Rezar tres Padre nuestros y Ave Marías en reverencia a la Santísima Trinidad. La Oración y los Gozos se rezarán todos los días.

DÍA QUINTO – 3 DE OCTUBRE
Por la Señal,...
Acto de contrición y Oración inicial.
   
PACIENCIA DE SANTA BRÍGIDA.
Jesús mío dulcísimo, Esposo Divino de la gloriosa Princesa Madre Santa Brígida, a quien adornásteis con una paciencia invicta en los muchos trabajos a que la expuso la variedad de estados en que la quiso perfectísimo ejemplar vuestra Providencia, ya que la guió, siendo ya religiosa, vuestro Soberano Espíritu, inspirado las prolijas peregrinaciones y negocios arduos sobre el estado y sexo de una mujer: suplícoos, Jesús mío, por la invencible paciencia de esta nobilísima Esposa vuesta, una paciencia constante, que me fortalezca en las penalidades de esta vida y combates interiores de mi espíritu y la gracia que os pido en esta Novena, si es para mayor gracia de Dios y bien de mi alma. Amén.
     
Rezar tres Padre nuestros y Ave Marías en reverencia a la Santísima Trinidad. La Oración y los Gozos se rezarán todos los días.

DÍA SEXTO – 4 DE OCTUBRE
Por la Señal,...
Acto de contrición y Oración inicial.
   
HUMILDAD DE SANTA BRÍGIDA.
Jesús mío dulcísimo, Esposo Divino de la gloriosa Princesa Madre Santa Brígida, que aun entre las grandezas de su palacio se humillaba y abatía hasta los pies de los pobres, lavándoselos y besándoselos con profundísima humildad, después de haberles servido la comida que les preparaba como si fuese esclava de los mendigos más desvalidos: suplícoos, Jesús mío, me concedáis, por la humildad de esta nobilísima Esposa Vuestra, una humildad sólida y sincera, que me haga practicar los oficios humildes de mi estado y más propios de verdadero siervo de Jesucristo y la gracia que os pido en esta Novena, si es para mayor gracia de Dios y bien de mi alma. Amén.
     
Rezar tres Padre nuestros y Ave Marías en reverencia a la Santísima Trinidad. La Oración y los Gozos se rezarán todos los días.

DÍA SÉPTIMO – 5 DE OCTUBRE
Por la Señal,...
Acto de contrición y Oración inicial.
   
ORACIÓN DE SANTA BRÍGIDA.
Jesús mío dulcísimo, Esposo Divino de la gloriosa Princesa y Madre Santa Brígida a quien favorecisteis con el don de una oración altísima desde los años de su discreción tierna por todos los estados de su vida, y en los últimos de viuda la elevaste a una contemplación sublime, en que descubrió maravillosos secretos, con portentosas revelaciones, aprobadas para mayor seguridad por los Concilios de Constanza y de Basilea: suplícoos, Jesús mío, me concedáis, por esta perfecta oración de vuestra nobilísima Esposa, el don de una oración perfecta en aquel grado que me conviene para mi salvación eterna, y la gracia que os pido en esta Novena, si es para mayor gracia de Dios y bien de mi alma. Amén.
     
Rezar tres Padre nuestros y Ave Marías en reverencia a la Santísima Trinidad. La Oración y los Gozos se rezarán todos los días.

DÍA OCTAVO – 6 DE OCTUBRE
Por la Señal,...
Acto de contrición y Oración inicial.
   
PENITENCIA DE SANTA BRÍGIDA.
Jesús mío dulcísimo, Esposo Divino de la gloriosa Princesa Madre Santa Brígida, que con asombro pocas veces visto en los palacios, ejercitó entre las delicias que lisonjean y halagan la de delicadeza de una princesa ilustre, los rigores de las penitencias más asperas que se admiran en los anacoretas de los desiertos y siendo Madre de las Religiosas, sirvió, con sus mortificaciones, de admiración y ejemplo a sus hijas: suplícoos, Jesús mío, me concedáis por la rigurosa penitencia de esta nobílisima Esposa Vuestra, que yo trate mi cuerpo con los rigores que merecen mis culpas, sin excusarme con el pretexto de la edad, estado, sexo o delicadeza y la gracia que os pido en esta Novena, si es para mayor gracia de Dios y bien de mi alma. Amén.
     
Rezar tres Padre nuestros y Ave Marías en reverencia a la Santísima Trinidad. La Oración y los Gozos se rezarán todos los días.

DÍA NOVENO – 7 DE OCTUBRE
Por la Señal,...
Acto de contrición y Oración inicial.
   
DEVOCIÓN A MARÍA SANTÍSIMA DE SANTA BRÍGIDA.
Jesús mío dulcísimo, Esposo Divino de la gloriosa Princesa Madre Santa Brígida, que siendo niña mereció ver a vuestra Santísima Madre, que vestida de gloria, la llamaba y le ofrecía la celestial corona que en la mano llevaba y en fin le hacia el inestimable favor de coronarla con ella y después, en el resto de su vida, recibió frecuentes visitas y singulares regalos de esta benignísima Madre de almas puras: suplícoos, Jesús Mío, me concedaís, por la fervorosa devoción de esta nobilísima esposa vuestra, a vuestra Santísima Madre, que yo sea tan verdadero y sólidamente devoto de Nuestra Madre Purísima, que merezca ser coronada por su Majestad en el cielo con la inmortal corona de la gloria de Dios y bien de mi alma. Amén.
     
Rezar tres Padre nuestros y Ave Marías en reverencia a la Santísima Trinidad. La Oración y los Gozos se rezarán todos los días.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Preferiblemente, los comentarios (y sus respuestas) deben guardar relación al contenido del artículo. De otro modo, su publicación dependerá de la pertinencia del contenido. La blasfemia está estrictamente prohibida. La administración del blog se reserva el derecho de publicación, y renuncia expresa e irrevocablemente a TODA responsabilidad (civil, penal, administrativa, canónica, etc.) por comentarios que no sean de su autoría.