viernes, 25 de septiembre de 2020

UN CURA PRODUCTO DEL NOVUS ORDO, CON LA VENIA DE BERGOGLIO


César Scicchitano Tagle (foto) puede que no suene de mucho, pero sí en Argentina, donde es conocido como “el cura rockero” (es un presbítero novusordiano de 56 años, instalado como tal en 1993). Él fundó una banda conocida como “Los Pecadores”, y compone sobre temas sociales y covers de cantos religiosos tradicionales. Pero hay más… es amigo de Jorge Mario Bergoglio Sívori, en arte “Papa Francisco I” desde sus ya lejanos días de Buenos Aires.
  
En entrevista dada el 20 de Septiembre al períodico local EL DIARIO DE LA REPÚBLICA, César contó las circunstancias en que se conocieron:
«En el ’95 me mandaron a una parroquia en la que el cura que estaba era un hombre bárbaro, pero me di cuenta de que no íbamos a poder construir una buena relación. En esa época, cuando había algún problema nos derivaban a hablar con Bergoglio [N. del E. Bergoglio en ese entonces era “obispo auxiliar” de Antonio Quarracino, que lo “rescató” del exilio en la Residencia Mayor de los jesuitas de la cordobesa calle Caseros]. Le comenté lo que me pasaba, que necesitaba una hoja en blanco para ponerle letra y música. Me dijo que me iba a dar un nuevo destino. Y esa es la parroquia donde sigo estando, la de “Sacratísimo Corazón de Jesús” en Villa Luro».
César (para quien, en su dicho, “la música llegó antes que el sacerdocio”) recordó también una canción que compuso a petición de Bergoglio sobre la prostitución:
«Sí, [la canción] se llama “Amor abandonado”. En esa época había venido una cónsul de un país de América preocupada porque estaban trayendo engañadas a muchas chicas a las que les decían que iban a trabajar en un supermercado y las metían en la prostitución. Además, él había acompañado a una señora que había sido prostituta. Había podido contemplar en el corazón de esa mujer una tierra inmensamente virgen, pudo captar su alma y esa canción es un lindo tributo a ella y a tantas mujeres que con un alma pura se ven sometidas a esos trabajos».
Años atrás, dijo a RELIGIÓN EN LIBERTAD y a THE CHINA POST en ocasión de ser el “telonero” de Bergoglio en la Jornada Mundial de la Juventud en Río de Janeiro:
«Cuando digo que Cristo tiene mucho rock, es porque tuvo esa rebeldía de dar vuelta lo que se venía haciendo. Tenía que subir a esa cruz y tomarla. Lo que hoy está haciendo Francisco, aunque a él le gusta el tango, tiene mucho rock, porque está dando vuelta una estructura».
César volvió a titulares porque en su página de Facebook promocionó para el domingo 20 de Septiembre próximo pasado una  “Misa rockera vespertina” desde su parroquia, con la llamativa invitación – “¡para creyentes… y no tanto!”. Reparar en el curioso diseño del barbijo (César Scicchitano es organista de su banda).
    
   
Y aquí una muestra de su “música”:

  
Al menos a este sujeto y su banda le queda el nombre que escogieron (César Scicchitano contó que el nombre nació de la respuesta que dio al periodista Daniel Malnatti sobre el nombre de la banda): “Los Pecadores”… QUIZÁ POR ESTAR ORGULLOSOS DE ELLO.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Preferiblemente, los comentarios (y sus respuestas) deben guardar relación al contenido del artículo. De otro modo, su publicación dependerá de la pertinencia del contenido. La blasfemia está estrictamente prohibida. La administración del blog se reserva el derecho de publicación, y renuncia expresa e irrevocablemente a TODA responsabilidad (civil, penal, administrativa, canónica, etc.) por comentarios que no sean de su autoría.