martes, 4 de agosto de 2020

OFICIO PARVO A DIOS PADRE

Tomado del libro Offícium Rakocziánum, compilado en 1836.
 
OFFÍCIUM PARVUM DE DEO PATRE

    
AD MATUTÍNUM (Maitines, antes de 06:00h)
  
In nómine Patris, et Fílii, et Spíritus Sancti. Amen.
   
Te Deum Patrem laudámus, Te Conditórem cœli et terræ confitémur.
    
℣. Dómine , lábia mea apéries.
℟. Et os meum annuntiábit laudem tuam.
℣. Deus Pater, in adjutórium meum inténde.
℟. Dómine, ad adjuvándum me festína.
℣. Glória Patri, et Fílio, et Spirítui Sancto.
℟. Sicut erat in princípio, et nunc, et semper, et in sǽcula sæculórum. Amen. Desde la Septuagésima hasta la Pascua, en lugar del Allelúja, decir: Laus tibi, Dómine, Rex ætérnæ glóriæ.
  
Lucis Creátor óptime,
Lucem diérum próferens,
Primórdiis lucis novæ,
Mundi parans oríginem:
Qui mane junctum vésperi
Diem vocári prǽcipis:
Vitémus omne nóxium:
Purgémus omne péssimum.
   
Antíphonam: Benedíctio, et cláritas, et sapiéntia, et gratiárum áctio, honor, virtus et fortitúdo Deo Patri in sǽcula sæculórum. Amen.
℣. Benedicámus Deum Patrem.
℟. Laudémus et superexaltémus Eum in sǽcula.
   
Orémus
Da nobis, quǽsumus, omnípotens ætérne Deus, auxílium grátiæ tuæ, ut qui Te Patrem ingénitum, Deum verum, Creatórem cœli et terræ, visibílium ómnium et invisibílium, esse crédimus, in exequéndis quóque mandátis tuis, voluntáte et actióne semper Tibi placeámus, qui Deus es in sǽcula sæculórum. Amen.
 
℣. Dómine, exáudi oratiónem meam.
℟. Et clamor meus ad te véniat.
℣. Benedicámus Dómino.
℟. Deo grátias.
℣. Fidélium ánimæ per misericórdiam Dei requiéscant in pace.
℟. Amen.
    
In nómine Patris, et Fílii, et Spíritus Sancti. Amen.
          
AD PRIMAM (A la primera hora, 07:00h)
    
In nómine Patris, et Fílii, et Spíritus Sancti. Amen.
   
Te Deum Patrem laudámus, Te Conditórem cœli et terræ confitémur.
    
℣. Deus , in adjutórium meum inténde.
℟. Dómine, ad adjuvándum me festína.
℣. Glória Patri, et Fílio, et Spirítui Sancto.
℟. Sicut erat in princípio, et nunc, et semper, et in sǽcula sæculórum. Amen. Desde la Septuagésima hasta la Pascua, en lugar del Allelúja, decir: Laus tibi, Dómine, Rex ætérnæ glóriæ.
  
Imménse cœli Cónditor,
Qui mixta ne confúnderent,
Aquæ fluénta dívidens,
Cœlum dedísti límitem.
Infúnde nunc, piíssime,
Donum perénnis grátiæ:
Fraudis novæ ne cásibus
Nos error átterat vetus.
    
Antíphonam: Benedíctus Dóminus Deus Israël, qui fecit mirabília solus, et benedíctum nomen Majestátis Ejus in ætérnum.
℣. Benedicámus Deum Patrem.
℟. Laudémus et superexaltémus Eum in sǽcula.
       
Orémus
Da nobis, quǽsumus, omnípotens ætérne Deus, auxílium grátiæ tuæ, ut qui Te Patrem ingénitum, Deum verum, Creatórem cœli et terræ, visibílium ómnium et invisibílium, esse crédimus, in exequéndis quóque mandátis tuis, voluntáte et actióne semper Tibi placeámus, qui Deus es in sǽcula sæculórum. Amen.
  
℣. Dómine, exáudi oratiónem meam.
℟. Et clámor meus ad te véniat.
℣. Benedicámus Dómino.
℟. Deo grátias.
℣. Fidélium ánimæ per misericórdiam Dei requiéscant in pace.
℟. Amen.
    
In nómine Patris, et Fílii, et Spíritus Sancti. Amen.
       
AD TERTIAM (A la hora tercia, 09:00h)
   
In nómine Patris, et Fílii, et Spíritus Sancti. Amen.
   
Te Deum Patrem laudámus, Te Conditórem cœli et terræ confitémur.
    
℣. Deus , in adjutórium meum inténde.
℟. Dómine, ad adjuvándum me festína.
℣. Glória Patri, et Fílio, et Spirítui Sancto.
℟. Sicut erat in princípio, et nunc, et semper, et in sǽcula sæculórum. Amen. Desde la Septuagésima hasta la Pascua, en lugar del Allelúja, decir: Laus tibi, Dómine, Rex ætérnæ glóriæ.
 
Tellúris alme Cónditor!
Mundi solum qui séparans,
Pulsis áquæ moléstiis
Terram dedísti immóbilem.
Ut germen aptum próferens
Staret decóra flóribus,
Munda viróre grátiæ
Mentis perústæ vúlnera.
 
Antíphonam: Benedíctus es Dómine Deus Pater in firmaménto cœli, et laudábilis, et gloriósus, et superexaltátus in sǽcula.
℣. Benedicámus Deum Patrem.
℟. Laudémus et superexaltémus Eum in sǽcula.
       
Orémus
Da nobis, quǽsumus, omnípotens ætérne Deus, auxílium grátiæ tuæ, ut qui Te Patrem ingénitum, Deum verum, Creatórem cœli et terræ, visibílium ómnium et invisibílium, esse crédimus, in exequéndis quóque mandátis tuis, voluntáte et actióne semper Tibi placeámus, qui Deus es in sǽcula sæculórum. Amen.
  
℣. Dómine, exáudi oratiónem meam.
℟. Et clamor meus ad te véniat.
℣. Benedicámus Dómino.
℟. Deo grátias.
℣. Fidélium ánimæ per misericórdiam Dei requiéscant in pace.
℟. Amen.
    
In nómine Patris, et Fílii, et Spíritus Sancti. Amen.
       
AD SEXTAM (Al medio día, 12:00h)
                 
In nómine Patris, et Fílii, et Spíritus Sancti. Amen.
   
Te Deum Patrem laudámus, Te Conditórem cœli et terræ confitémur.
    
℣. Deus Pater, in adjutórium meum inténde.
℟. Dómine, ad adjuvándum me festína.
℣. Glória Patri, et Fílio, et Spirítui Sancto.
℟. Sicut erat in princípio, et nunc, et semper, et in sǽcula sæculórum. Amen. Desde la Septuagésima hasta la Pascua, en lugar del Allelúja, decir: Laus tibi, Dómine, Rex ætérnæ glóriæ.
   
Cœli Deus sanctíssime!
Qui lúcidas mundi plagas,
Candóre pingis ígneo,
Áugens decóro lúmine.
Expélle noctem córdium:
Abstérge sordes méntium:
Resólve culpæ vínculum:
Evérte moles críminum.
  
Antíphonam: Deo Patri laus et perénnis glória, ante ómnia sǽcula, nunc et in perpétuum.
℣. Benedicámus Deum Patrem.
℟. Laudémus et superexaltémus Eum in sǽcula.
       
Orémus
Da nobis, quǽsumus, omnípotens ætérne Deus, auxílium grátiæ tuæ, ut qui Te Patrem ingénitum, Deum verum, Creatórem cœli et terræ, visibílium ómnium et invisibílium, esse crédimus, in exequéndis quóque mandátis tuis, voluntáte et actióne semper Tibi placeámus, qui Deus es in sǽcula sæculórum. Amen.
  
℣. Dómine, exáudi oratiónem meam.
℟. Et clamor meus ad te véniat.
℣. Benedicámus Dómino.
℟. Deo grátias.
℣. Fidélium ánimæ per misericórdiam Dei requiéscant in pace.
℟. Amen.
    
In nómine Patris, et Fílii, et Spíritus Sancti. Amen.
       
AD NONAM (A la hora nona, 15:00h)
        
In nómine Patris, et Fílii, et Spíritus Sancti. Amen.
   
Te Deum Patrem laudámus, Te Conditórem cœli et terræ confitémur.
    
℣. Deus Pater, in adjutórium meum inténde.
℟. Dómine, ad adjuvándum me festína.
℣. Glória Patri, et Fílio, et Spirítui Sancto.
℟. Sicut erat in princípio, et nunc, et semper, et in sǽcula sæculórum. Amen. Desde la Septuagésima hasta la Pascua, en lugar del Allelúja, decir: Laus tibi, Dómine, Rex ætérnæ glóriæ.
    
Magnæ Deus poténtiæ!
Qui fértili natos áqua
Partim relínquis gúrgiti,
Partim levas in áëra.
Ut culpa nullum déprimat:
Nullum éfferat jactántia:
Elísa mens ne cóncidat:
Eláta mens ne córruat.
 
Antíphonam: Glória láudis resónet in ore ómnium Deo Patri, et resúltet láude perénni. (Matth. 2, 23)
℣. Benedicámus Deum Patrem.
℟. Laudémus et superexaltémus Eum in sǽcula.
        
Orémus
Da nobis, quǽsumus, omnípotens ætérne Deus, auxílium grátiæ tuæ, ut qui Te Patrem ingénitum, Deum verum, Creatórem cœli et terræ, visibílium ómnium et invisibílium, esse crédimus, in exequéndis quóque mandátis tuis, voluntáte et actióne semper Tibi placeámus, qui Deus es in sǽcula sæculórum. Amen.
  
℣. Dómine, exáudi oratiónem meam.
℟. Et clamor meus ad te véniat.
℣. Benedicámus Dómino.
℟. Deo grátias.
℣. Fidélium ánimæ per misericórdiam Dei requiéscant in pace.
℟. Amen.
    
In nómine Patris, et Fílii, et Spíritus Sancti. Amen.
       
AD VÉSPERAS (Vísperas, 18:00h)
        
In nómine Patris, et Fílii, et Spíritus Sancti. Amen.
   
Te Deum Patrem laudámus, Te Conditórem cœli et terræ confitémur.
    
℣. Deus Pater, in adjutórium meum inténde.
℟. Dómine, ad adjuvándum me festína.
℣. Glória Patri, et Fílio, et Spirítui Sancto.
℟. Sicut erat in princípio, et nunc, et semper, et in sǽcula sæculórum. Amen. Desde la Septuagésima hasta la Pascua, en lugar del Allelúja, decir: Laus tibi, Dómine, Rex ætérnæ glóriæ.

Hóminis supérne Cónditor!
Qui cuncta solus órdinans,
Humum jubes prodúcere,
Reptántis et feræ genus:
Et magna rerum córpora,
Da gaudiórum prǽmia,
Da gratiárum múnera,
Astrínge pacis fœ́dera.
  
Antíphonam: Benedíctus sit Deus Pater, Creátor et Gubernátor ómnium, nunc et semper, et per infiníta sǽcula sæculórum.
℣. Benedicámus Deum Patrem.
℟. Laudémus et superexaltémus Eum in sǽcula.
       
Orémus
Da nobis, quǽsumus, omnípotens ætérne Deus, auxílium grátiæ tuæ, ut qui Te Patrem ingénitum, Deum verum, Creatórem cœli et terræ, visibílium ómnium et invisibílium, esse crédimus, in exequéndis quóque mandátis tuis, voluntáte et actióne semper Tibi placeámus, qui Deus es in sǽcula sæculórum. Amen.
  
℣. Dómine, exáudi oratiónem meam.
℟. Et clamor meus ad te véniat.
℣. Benedicámus Dómino.
℟. Deo grátias.
℣. Fidélium ánimæ per misericórdiam Dei requiéscant in pace.
℟. Amen.
    
In nómine Patris, et Fílii, et Spíritus Sancti. Amen.
       
AD COMPLETORIUM (Completas, 21:00h)
          
In nómine Patris, et Fílii, et Spíritus Sancti. Amen.
    
Te Deum Patrem laudámus, Te Conditórem cœli et terræ confitémur.
    
℣. Convérte nos Deus, salutáris noster.
℟. Et avérte iram tuam a nobis.
℣. Deus Pater, in adjutórium meum inténde.
℟. Dómine, ad adjuvándum me festína.
℣. Glória Patri, et Fílio, et Spirítui Sancto.
℟. Sicut erat in princípio, et nunc, et semper, et in sǽcula sæculórum. Amen. Desde la Septuagésima hasta la Pascua, en lugar del Allelúja, decir: Laus tibi, Dómine, Rex ætérnæ glóriæ.
   
Scrutátor alme córdium,
Infírma tu scis vírium:
Ad te revérsis éxhibe
Remissiónis grátiam.
Multum quidem peccávimus,
Sed parce confiténtibus:
Confer medélam lánguidis,
Infúnde lumen córdibus.
Te mane laudum cármine,
Te deprecámur véspere;
Dignéris ut te súpplices
Laudémus inter cœ́lites. Amen.
    
Antíphonam: Te Deum laudámus, Te Dóminum confitémur, Te ætérnum Patrem omnis terra venerátur.
℣. Benedicámus Deum Patrem.
℟. Laudémus et superexaltémus Eum in sǽcula.
        
Orémus
Da nobis, quǽsumus, omnípotens ætérne Deus, auxílium grátiæ tuæ, ut qui Te Patrem ingénitum, Deum verum, Creatórem cœli et terræ, visibílium ómnium et invisibílium, esse crédimus, in exequéndis quóque mandátis tuis, voluntáte et actióne semper Tibi placeámus, qui Deus es in sǽcula sæculórum. Amen.
  
℣. Dómine, exáudi oratiónem meam.
℟. Et clamor meus ad te véniat.
℣. Benedicámus Dómino.
℟. Deo grátias.
℣. Fidélium ánimæ per misericórdiam Dei requiéscant in pace.
℟. Amen.
    
Oblatio (Oblación a Dios Padre, después de las Completas)
Clementíssime Pater, ætérne Deus! pro ómnibus peccátis meis et pro peccátis tótius mundi, óffero Tibi Unigénitum tuum in Cruce pendéntem, omnem quóque passiónem, dolórem, angústiam, pressúram, sánguinem, ac mortem Ejus. Óffero Tibi ea in charitáte et virtúte, qua olim Semetípsum óbtulit pro nobis in ara Crucis. In ejúsdem oblatiónis unióne, óffero meípsum Tibi in láudem, et glóriam, ac beneplácitum tuum sempitérnum. Amen
    
In nómine Patris, et Fílii, et Spíritus Sancti. Amen.
  
TRADUCCIÓN
 
OFICIO PARVO A DIOS PADRE
        
MAITINES
  
En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.
   
A ti, Dios Padre, te alabamos, y te confesamos Creador de cielos y tierra.
    
℣. Señor , abre mis labios.
℟. Y mi boca proclamará tu alabanza.
℣. Dios Padre, ven en mi ayuda.
℟. Señor, apresúrate a socorrerme.
℣. Gloria al Padre, y al Hijo, y al Espíritu Santo.
℟. Como era en el principio, y ahora, y siempre, y por los siglos de los siglos. Amén. Desde la Septuagésima hasta la Pascua, en lugar del Aleluya, decir: Alabanza a ti, Señor, Rey de la eterna gloria.

Oh Creador excelente de la luz,
Que la haces aparecer cada día,
Y por el comienzo de la luz nueva,
Principiaste la creación del mundo.
Señor, que a la mañana y la tarde
Quisiste llamar día,
Haz que evitemos todo lo nocivo,
Y purifícanos de toda culpa.
     
Antífona: A Dios Padre sea la bendición, y claridad, y sabiduría, y acción de gracias, honor, fuerza y fortaleza por los siglos de los siglos. Amen.
℣. Bendigamos a Dios Padre.
℟. Alabémosle y ensalcémosle por los siglos.
   
Oremos
Dios omnipotente y eterno, te suplicamos que nos des el auxilio de tu gracia, para que quienes creemos que Tú eres Padre ingénito, Dios verdadero, Creador de cielos y tierra, de todo lo visible y lo invisible, cumpliendo tus mandatos, te complazcamos siempre con voluntad y acción. Tú que eres Dios por los siglos de los siglos. Amén.
 
℣. Señor, escucha mi oración.
℟. Y llegue a ti mi clamor.
℣. Bendigamos al Señor.
℟. Demos gracias a Dios.
℣. Que las almas de los fieles difuntos por la misericordia de Dios descansen en paz.
℟. Amén.
    
En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.
          
PRIMA
    
En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.
   
A ti, Dios Padre, te alabamos, y te confesamos Creador de cielos y tierra.
  
℣. Dios Padre, ven en mi ayuda.
℟. Señor, apresúrate a socorrerme.
℣. Gloria al Padre, y al Hijo, y al Espíritu Santo.
℟. Como era en el principio, y ahora, y siempre, y por los siglos de los siglos. Amén. Desde la Septuagésima hasta la Pascua, en lugar del Aleluya, decir: Alabanza a ti, Señor, Rey de la eterna gloria.
  
Inmenso creador de los cielos,
Que al cielo señalaste como límite,
Las corrientes aguas dividiste
Para que juntas, no se confundan.
Infunde ahora, benigno,
El don perpetuo de tu gracia,
Para que con nuevos engaños
No nos consuma el antiguo error.
    
Antífona: Bendito sea el Señor Dios de Israel, que ha hecho maravillas, y eternamente bendito el Nombre de su Majestad.
℣. Bendigamos a Dios Padre.
℟. Alabémosle y ensalcémosle por los siglos.
   
Oremos
Dios omnipotente y eterno, te suplicamos que nos des el auxilio de tu gracia, para que quienes creemos que Tú eres Padre ingénito, Dios verdadero, Creador de cielos y tierra, de todo lo visible y lo invisible, cumpliendo tus mandatos, te complazcamos siempre con voluntad y acción. Tú que eres Dios por los siglos de los siglos. Amén.
 
℣. Señor, escucha mi oración.
℟. Y llegue a ti mi clamor.
℣. Bendigamos al Señor.
℟. Demos gracias a Dios.
℣. Que las almas de los fieles difuntos por la misericordia de Dios descansen en paz.
℟. Amén.
    
En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.
       
TERCIA
   
En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.
   
A ti, Dios Padre, te alabamos, y te confesamos Creador de cielos y tierra.
  
℣. Dios Padre, ven en mi ayuda.
℟. Señor, apresúrate a socorrerme.
℣. Gloria al Padre, y al Hijo, y al Espíritu Santo.
℟. Como era en el principio, y ahora, y siempre, y por los siglos de los siglos. Amén. Desde la Septuagésima hasta la Pascua, en lugar del Aleluya, decir: Alabanza a ti, Señor, Rey de la eterna gloria.
 
Santo Criador de la tierra,
Que dividiendo el suelo del mundo,
Quitadas las molestias del agua,
Creaste la tierra inmóvil,
Para que brotando semilla a propósito
Estuviese hermosa con encarnadas flores.
Limpia tú con el verdor de tu gracia
Las llagas del alma muerta.
 
Antífona: Bendito eres Señor Dios Padre, en el firmamento del cielo, y laudable, y glorioso, y ensalzado por los siglos.
℣. Bendigamos a Dios Padre.
℟. Alabémosle y ensalcémosle por los siglos.
   
Oremos
Dios omnipotente y eterno, te suplicamos que nos des el auxilio de tu gracia, para que quienes creemos que Tú eres Padre ingénito, Dios verdadero, Creador de cielos y tierra, de todo lo visible y lo invisible, cumpliendo tus mandatos, te complazcamos siempre con voluntad y acción. Tú que eres Dios por los siglos de los siglos. Amén.
 
℣. Señor, escucha mi oración.
℟. Y llegue a ti mi clamor.
℣. Bendigamos al Señor.
℟. Demos gracias a Dios.
℣. Que las almas de los fieles difuntos por la misericordia de Dios descansen en paz.
℟. Amén.
    
En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.
       
SEXTA
                 
En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.
   
A ti, Dios Padre, te alabamos, y te confesamos Creador de cielos y tierra.
  
℣. Dios Padre, ven en mi ayuda.
℟. Señor, apresúrate a socorrerme.
℣. Gloria al Padre, y al Hijo, y al Espíritu Santo.
℟. Como era en el principio, y ahora, y siempre, y por los siglos de los siglos. Amén. Desde la Septuagésima hasta la Pascua, en lugar del Aleluya, decir: Alabanza a ti, Señor, Rey de la eterna gloria.
   
Santísimo Dios, Criador del Cielo,
Que hermosamente pintas los espacios del Mundo
Con encendida blancura,
Aumentándolos con lucida claridad,
Arroja la noche de los corazones,
Limpia lo sórdido de las almas,
Desata la cadena de la culpa,
Arranca las gravedades de los crímenes.
  
Antífona: A Dios Padre alabanza y perenne gloria, antes de todos los siglos, ahora y perpetuamente.
℣. Bendigamos a Dios Padre.
℟. Alabémosle y ensalcémosle por los siglos.
   
Oremos
Dios omnipotente y eterno, te suplicamos que nos des el auxilio de tu gracia, para que quienes creemos que Tú eres Padre ingénito, Dios verdadero, Creador de cielos y tierra, de todo lo visible y lo invisible, cumpliendo tus mandatos, te complazcamos siempre con voluntad y acción. Tú que eres Dios por los siglos de los siglos. Amén.
 
℣. Señor, escucha mi oración.
℟. Y llegue a ti mi clamor.
℣. Bendigamos al Señor.
℟. Demos gracias a Dios.
℣. Que las almas de los fieles difuntos por la misericordia de Dios descansen en paz.
℟. Amén.
    
En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.
       
NONA
        
En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.
   
A ti, Dios Padre, te alabamos, y te confesamos Creador de cielos y tierra.
  
℣. Dios Padre, ven en mi ayuda.
℟. Señor, apresúrate a socorrerme.
℣. Gloria al Padre, y al Hijo, y al Espíritu Santo.
℟. Como era en el principio, y ahora, y siempre, y por los siglos de los siglos. Amén. Desde la Septuagésima hasta la Pascua, en lugar del Aleluya, decir: Alabanza a ti, Señor, Rey de la eterna gloria.
    
¡Oh Dios de gran poder!,
Que a los nacidos de la fértil agua
Parte los dejaste sumergidos,
Parte elevas en el aire.
Para que la culpa oprima a ninguno,
A nadie la jactancia ensoberbezca:
Para que el alma herida no caiga,
Y ensoberbecida el alma, no se pierda.
 
Antífona: Resuenen en toda boca las alabanzas a gloria de Dios Padre, y alégrese en alabanza perenne.
℣. Bendigamos a Dios Padre.
℟. Alabémosle y ensalcémosle por los siglos.
   
Oremos
Dios omnipotente y eterno, te suplicamos que nos des el auxilio de tu gracia, para que quienes creemos que Tú eres Padre ingénito, Dios verdadero, Creador de cielos y tierra, de todo lo visible y lo invisible, cumpliendo tus mandatos, te complazcamos siempre con voluntad y acción. Tú que eres Dios por los siglos de los siglos. Amén.
 
℣. Señor, escucha mi oración.
℟. Y llegue a ti mi clamor.
℣. Bendigamos al Señor.
℟. Demos gracias a Dios.
℣. Que las almas de los fieles difuntos por la misericordia de Dios descansen en paz.
℟. Amén.
    
En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.
       
VÍSPERAS
        
En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.
   
A ti, Dios Padre, te alabamos, y te confesamos Creador de cielos y tierra.
  
℣. Dios Padre, ven en mi ayuda.
℟. Señor, apresúrate a socorrerme.
℣. Gloria al Padre, y al Hijo, y al Espíritu Santo.
℟. Como era en el principio, y ahora, y siempre, y por los siglos de los siglos. Amén. Desde la Septuagésima hasta la Pascua, en lugar del Aleluya, decir: Alabanza a ti, Señor, Rey de la eterna gloria.
  
¡Soberano Criador de los hombres!,
Que ordenando solo las cosas,
Mandas que la tierra produzca
Linaje de fieras y reptantes,
Y los grandes cuerpos de las cosas,
Concédenos el gozo de los premios,
Danos la recompensa de la gracia,
Establece la alianza de la paz.
  
Antífona: Bendito sea Dios Padre, Creador y Gobernador de todo, ahora y siempre, y por los siglos infinitos e interminables.
℣. Bendigamos a Dios Padre.
℟. Alabémosle y ensalcémosle por los siglos.
   
Oremos
Dios omnipotente y eterno, te suplicamos que nos des el auxilio de tu gracia, para que quienes creemos que Tú eres Padre ingénito, Dios verdadero, Creador de cielos y tierra, de todo lo visible y lo invisible, cumpliendo tus mandatos, te complazcamos siempre con voluntad y acción. Tú que eres Dios por los siglos de los siglos. Amén.
 
℣. Señor, escucha mi oración.
℟. Y llegue a ti mi clamor.
℣. Bendigamos al Señor.
℟. Demos gracias a Dios.
℣. Que las almas de los fieles difuntos por la misericordia de Dios descansen en paz.
℟. Amén.
    
En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.
       
COMPLETAS
          
En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.
   
A ti, Dios Padre, te alabamos, y te confesamos Creador de cielos y tierra.
  
℣. Conviértenos a ti, oh Dios, Salvador nuestro.
℟. Y aparta tu ira de nosotros.
℣. Dios Padre, ven en mi ayuda.
℟. Señor, apresúrate a socorrerme.
℣. Gloria al Padre, y al Hijo, y al Espíritu Santo.
℟. Como era en el principio, y ahora, y siempre, y por los siglos de los siglos. Amén. Desde la Septuagésima hasta la Pascua, en lugar del Aleluya, decir: Alabanza a ti, Señor, Rey de la eterna gloria.
   
Tú, escrutador de los corazones,
Conoces la debilidad de las fuerzas:
A quien se vuelve a ti muéstrale
La gracia de la remisión.
Mucho hemos pecado,
Pero perdona al que confiesa:
Dale medicina al lánguido,
Infunde tu luz en los corazones.
Te cantamos alabanzas en la mañana,
Te suplicamos en la tarde,
Para que te dignes que rendidos
Te alabemos entre los habitadores del Cielo. Amén.
    
Antífona: A Ti, oh Dios, te alabamos, te confesamos Señor, a Ti, Padre eterno, te venere toda la tierra.
℣. Bendigamos a Dios Padre.
℟. Alabémosle y ensalcémosle por los siglos.
   
Oremos
Dios omnipotente y eterno, te suplicamos que nos des el auxilio de tu gracia, para que quienes creemos que Tú eres Padre ingénito, Dios verdadero, Creador de cielos y tierra, de todo lo visible y lo invisible, cumpliendo tus mandatos, te complazcamos siempre con voluntad y acción. Tú que eres Dios por los siglos de los siglos. Amén.
 
℣. Señor, escucha mi oración.
℟. Y llegue a ti mi clamor.
℣. Bendigamos al Señor.
℟. Demos gracias a Dios.
℣. Que las almas de los fieles difuntos por la misericordia de Dios descansen en paz.
℟. Amén.
  
Oblación a Dios Padre, después de las Completas
¡Oh Padre clementísimo, y eterno Dios!, Te ofrezco a tu Unigénito pendiente en la Cruz, con toda su Pasión, dolóres, angustias, aflicciones, Sangre y su muerte, por todos mis pecados y por los pecados del mundo entero. Te los ofrezco en caridad y virtud, como Él mismo se entregó por nosotros en el ara de la Cruz. En unión con su oblación, me ofrezco a Ti en alabanza, y gloria, y beneplácito tuyo sempiterno. Amén.
      
En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Preferiblemente, los comentarios (y sus respuestas) deben guardar relación al contenido del artículo. De otro modo, su publicación dependerá de la pertinencia del contenido. La blasfemia está estrictamente prohibida. La administración del blog se reserva el derecho de publicación, y renuncia expresa e irrevocablemente a TODA responsabilidad (civil, penal, administrativa, canónica, etc.) por comentarios que no sean de su autoría.