domingo, 14 de noviembre de 2021

SAN RUFO, OBISPO DE AVIÑÓN

   
Sobre sus orígenes hay distintas opiniones, visto que no se conserva información sobre él: la tradición local le hace uno de los hijos de Simón de Cirene, y discípulo de San Pablo. Los historiadores modernos afirman que vivió en el siglo IV. En todo coinciden que fue el primer obispo de Aviñón (Francia) y que fue «confesor ilustre por sus múltiples virtudes», y que fue enterrado donde se encontraba la abadía de San Rufo, donde se fundó una congregación de Canónigos Regulares en 1039, siguiendo la regla agustiniana, y que fue suprimida en 1780 durante el despotismo ilustrado. Sus restos fueron trasladados a la ciudad de Aviñón (ciudad de la que es santo patrono junto con San Agrícola Obispo y San Benito el Constructor) durante las Guerras de Religión.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Preferiblemente, los comentarios (y sus respuestas) deben guardar relación al contenido del artículo. De otro modo, su publicación dependerá de la pertinencia del contenido. La blasfemia está estrictamente prohibida. La administración del blog se reserva el derecho de publicación, y renuncia expresa e irrevocablemente a TODA responsabilidad (civil, penal, administrativa, canónica, etc.) por comentarios que no sean de su autoría.